Presentación

Un grupo de amigos hemos decidido poner en la red el libro, “49 RESPUESTAS A LA AVENTURA DEL PENSAMIENTO”, porque creemos que es especial. Su autor, Eduardo Pérez de Carrera, nos sugiere a lo largo de sus páginas nuevas formas de percibir nuestra vida, de entender la Historia, de interpretar la realidad que nos rodea. Nuestro propósito es convertir este sitio en un espacio abierto de reflexión donde tengan cabida todos los comentarios que se nos hagan llegar sobre lo que a cada cuál le sugieran o le hagan sentir los párrafos del libro. Nosotros nos limitamos a publicar cada quince días un nuevo párrafo y a invitaros a que participéis.

15 abr. 2012

Texto 3.20

3.20 "Mientras, el mundo está preñado de futuro, pero tiene el rito metido en el retorno de la sangre; pero alientan los sueños en las membranas de sus células y en los cauces de sus ríos; pero acechan los frailes para taponar con cera los oídos de los distraídos; pero brilla la frecuencia del cuarzo violeta, deteniendo la despedida del Sol; pero espían mil sacristanes, mil políticos y un economista debajo de las sombras de las gentes; pero velan millones de artistas, rezando la llegada de las musas, aun cuando muchos ahuyenten con agua y ceniza los gritos del estómago; pero las dos Lunas quieren juntar su fuerza para liberar el presente; pero la doctrina acecha escondida en el lenguaje ordinario del intelecto, en espera de que alguien proteja de los males, erigiéndose en ángel guardián de las manzanas de un conocimiento que ni siquiera probó; pero en los ojos de la Tierra se puede leer que el hombre es un ser subjetivo, con señales que descubren el camino hacia su identidad superior."

COMENTARIO DEL AVENTURERO

Mientras todo esto sucede, vivimos como si fuéramos espectadores de una realidad que creemos objetiva. Con la resignación alimentada por el mensaje político, religioso y doctrinario, que parece alejarnos intencionadamente de nuestra subjetividad como seres humanos individuales.

Y desde esa resignación, esperamos que alguien nos saque de esta ficción consensuada, porque en el fondo intuimos que estamos atrapados en una identidad inferior que nos impide admirar la maravilla de nuestro universo único y de acercarnos a entender el universo único de los demás.

Quizá debamos descifrar la señales para facilitar que esas dos lunas se junten, y nos muestren el camino más allá de la dualidad en la que vivimos sumergidos. Pero para eso hay que tener el valor de mirar a la Tierra a los ojos.

34 comentarios:

Ari Guari-Guari popoó, Mushuringá. dijo...

O sea, que no nos enteramos de la misa just one half, sino queremos y nos esforzamos. Y peor aún si no creemos en la posibilidad antedicha. Creer, desear, saber que se puede, tener la intención. Es lo que pasa siempre, superar la presión del sistema eternamente repetido de la realidad, como si estuviera por ahogarte y tu fé de vida te salvase con el necesario esfuerzo. Venga, prueben.

Inés dijo...

Quizás sea éste uno de los mensajes más claros y directos que además no podría haber llegado en mejor momento.
Lo que arriba se expone está demostrado científicamente. Todo nuestra capacidad de valentía, todo ese héroe que ha de prestar un juramento, lleva desde que nació esperando la oportunidad para lanzarse a su propia conquista.
Sólo hay que saber mirar. ¿Pero mirar a qué?. Precisamente dependiendo de cómo miremos y hacia dónde, nuestro cerebro y nuestro cuerpo se alinearán juntos en un avance o por el contrario se paralizarán de miedo, estrés, y probablemente enfermedad y no podrán salir del círculo vicioso que la respuesta a esa mirada ha disparado.
No me vale absolutamente ninguna excusa. Ya sabemos donde estamos y cómo está la situación económica.
¡Anda ya! me mosquea enormemente que algunos se empeñen en mostrarnos sólo eso, que sólo se hable de eso. Por supuesto que victimizar a la sociedad tiene en estos momentos una intención clarísima por parte del sistema. Que no nos movamos, que nos estemos quietos, que les dejemos a ellos que nos sigan manejando.
Si aquí estamos en crisis ¿cómo demonios se llama la hambruna del Sahel, las guerras de esa otra parte de la tierra?..
¿Cómo es posible que mis abuelos, que pasaron por una guerra, y sólo eran agricultores, mantuvieran a sus hijos, y que mi padre con un sueldo nos diera educación a cuatro? ¿es que os creeis que todo lo que ellos consiguieron merece ser "intervenido"? porque cuatro han decidido que todos estamos en deuda?
¿que es lo que hace que no podamos salir de ese agujero dónde estamos recluídos muchos de los que podríamos salir a la conquista de nuestras propias posibilidades?
Se llama cerrar los ojos, se llama bloqueo, un juego absurdo en el que el cerebro se autoengaña porque no ha sabido interpretar los mensajes, porque le llegan erróneos.
Tenemos exactamente la misma capacidad y posibilidad de levantarnos que de quedarnos acostados. Pero la responsabilidad es muy distinta. Nuestra parálisis también contagia a nuestro mundo cercano, las ondas se propagan tanto las buenas como las malas.
Pero no. No es que no nos enteremos. Nos enteramos todos, perfectamente. Sólo que es más cómodo no quererse enterar y echarle la culpa al otro de tus males. Aquí no hay culpables ni inocentes, sino responsables o irresponsables.
¿Vamos a esperar a que vengan otros a cambiar nuestro mundo? el otro querrá cambiar el suyo y para ello se apodera del nuestro, mientras nosotros seguimos quejándonos en el bar.
Es muy sencillo: Cuando el cerebro decide NO paralizarse; el retorno de la sangre no va a la amigdala, que sólo nos desgasta a nivel celular, puesto que la mayoría de las amenazas son inventadas. ¿O es que estamos cada día enfrente de un tigre?
Si en cambio desvío mi atención y miro LA TIERRA con otra perspectiva, entonces el riego de la sangre se desvía hacia el neocortex donde la química de la sangre activa la plasticidad sináptica y la regeneración neuronal. Y no me invento nada, cualquiera puede consultar las fuentes. Así es que elegir, cómo queremos hablarnos a nosotros mismos y a los demás, por caminos que nos llenen de cortisol o por otros caminos que despierten la voluntad y el compromiso. Porque si empezamos a creer que de verdad otro mundo es posible, nuestro cuerpo empieza a vestirse para el baile y el ruído deja de oirse para transformarse en música.
Como dice el otro: Probad.
Después de este discurso apresurado mañanero, quiero decir algo más. Para que los mecanismos de adaptación se activen hay que parar un poco, una vez se recupere uno del "susto". Y esa parada debe ser la primera de las miradas, el mirar pa'dentro, a nuestra luna, a esa que está en tierra, para que ella se conecte con la otra y crezca con ella, a su ritmo.

Anónimo dijo...

Y qué sugieres Ari Guari-guari? Que será mejor? Quedarte en la superficialidad pensando que todo es una mierda y que además, pobre de ti que no puedes hacer nada? De verdad?

Ari Guari-Guari popoó, Mushuringá dijo...

Ah, sí, para Anónimo pluridiverso. Pues sí que has entendido el tracto corazón. Será que tal es lo que supones y sueles hacer.

Afrodita dijo...

¿Quiénes queremos de verdad sacar el rito del retorno de nuestra sangre?
¿Quién da aliento a los sueños que alientan en las membranas de sus células y en los cauces de sus ríos?
¿Quiénes no ejercemos de frailes acechando para taponar con cera los oídos de los distraídos?
¿Quién celebra que la frecuencia del cuarzo violeta brille deteniendo la despedida del Sol?
¿Quiénes no espiamos, reducidos a la condición de sacristanes o políticos o economistas, debajo de las sombras de las gentes?
¿Dónde están los millones de artistas que rezan la llegada de las musas?
¿Quiénes deseamos liberar el presente?
¿Quiénes salimos de la trinchera y nos atrevemos a romper las líneas de la doctrina que acecha escondida en el lenguaje ordinario del intelecto?
¿Quiénes somos lo bastante osados para dar una réplica que deje mudo a ese lenguaje ordinario?
¿Quién no espera que alguien proteja de los males?
¿Quiénes no nos erigimos en ángeles guardianes de las manzanas de un conocimiento que ni siquiera probamos?
¿Quién quiere reconocerse como ser subjetivo?
¿Quiénes no estamos rehuyendo las señales que descubren el camino hacia nuestra identidad superior?

Anónimo dijo...

Tú misma, entre otros.

Atila dijo...

Ahora ya no existen los curas desde el púlpito metiendo miedo con los infiernos pero de alguna manera nos imponen normas, television y periódicos contándonos horrores, políticos prometiendo cosas que no pueden cumplir, economistas avisando los malos tiempos que se acercan.
Los niños están cansados, después de estar en el colegio mucho tiempo al llegar a casa tocan los deberes que suelen ser aburridisimos, jóvenes descontentos y sin ilusión y entonces aparecen los que quieren cambiar el mundo, hay algún que otro idealista pero a estos se los cargan porque los otros prefieren la violencia destruyendo lo que pillan y empezar de cero, empiezan a romper, quemar, ensuciar y con ojos de odio.
Para mi, Mingote fue un verdadero revolucionario primero escribiendo en "La Codorniz"y cuando veladamente se metía con el régimen entonces por una temporadita no se publicaba la revista como castigo. después con sus chistes claro que denunciaba lo que no estaba bien. Se inspiraba dando paseos por El Retiro y observando a las personas. De ahí las anodinas y orondas señoras con sus pelos repeinados y el collar de perlas, los soldados ligando con las niñeras, niños que se apropiaban del tobogan porque para eso su papa era amigo de Franco. Lo bien que se lo pasaban los Rodriguez en verano mientras su familia estaba de vacaciones y cuando había que hacer las famosas colaspara algun tramite y el burócrata de turno le decía al agotado que por fin llegaba a la ventanilla siempre faltaba algún sello o algo mas y había que volver a a empezar o meterse en otra larga cola, y con los intermediarios fue durisimo , los llamaba "Los ultramarineros" pero lo sabia hacer con tanto ingenio y sentido del humor que nadie se ofendía porque en su alma no existía el odio pero si el sentido critico y la valentía. Hubo una época que por la mañana en la T.V ponian un serial parecido a Falcon Crest, cuyo titulo era "Los ricos también lloran" pero en plan cotroso con muebles que si te fijabas se le veía un remiendo pero se suponía que todo era de lujo. Como siempre la mala era malisima y la buena buenisima, además los actores eran bastante malos.Apareció un chiste donde aparecía un mendigo con todo roto, sentado con su lata y encima de esta un letrero que : "Una limosna para comprarme una television y ver como lloran los ricos". Una sola persona puede destaponar los oídos,hacerte reír, pensar, ponerte en el lugar de los demás, sin odio

IS dijo...

Todo en un modelo caduco parece que nos detiene, que nos pretende convencer de que vivimos en una realidad estática y uniforme: el rito desprovisto de pasión; la estrechez del dogma religioso predicado desde el miedo; la política envilecida y regida por el propio interés. Pero quizás la forma mas sutil de control es el lenguaje envuelto de pensamiento, cuando encubre las rigideces del dogma.

Pero basta una respiración pura para saltar los angostos límites del redil. Mas allá de esos limites todo nos habla de otra realidad que a nuestros oídos susurran los poetas. Hay otra forma de lenguaje que todos podemos comenzar a ensayar y que hace que vibren nuestras entrañas.

Las palabras de nuestros personajes públicos suenan absolutamente huecas. ¿Cogerá algún día el micrófono alguien que realmente tenga algo que decir?

Afrodita dijo...

Todas las intervenciones, de todos los que participamos, adolecen (en su sentido de "padecer", no de "carecer" que suele darse erróneamente a este verbo) de racionalidad, de una especie de afán por clarificarnos los unos a los otros qué significa el texto, en unos casos, y en otros casos, de rebatir, o sublevarse, pero siempre desde una actitud que (puede que no nos demos cuenta) es intelectual y rígida y manida.
No sé, no tengo desde luego una formula, cómo habría que abordar un libro y unos textos que en muchas, infinidad de ocasiones, soy la primera en no saber captarlos; pero sí estoy segura de que lo que no procede en absoluto es comentar con el mismo espíritu con que se comentaría (por poner un ejemplo sesudo) la crítica de la razón pura.
Todo el rato, en todos los textos, todos nosotros de algún modo de acuerdo en que se deben romper moldes, se deben buscar formas nuevas y diferentes de hacer las cosas y, sin embargo, nuestros comentarios, todos los comentarios, se ciñen sumisos a las normas preestablecidas y anquilosadas de qué es comentar un texto.
Y así fracasaremos siempre.
No sé cómo habría que hacerlo, insisto, pero ruego a todos, por favor, que intentemos hacerlo de otra manera. Que el blog y sus comentarios sean realmente una aventura en la que descubramos formas de hacer que o no hemos encontrado o hemos desestimado.
No lo sé.
Y otro ruego, por favor, no nos expliquemos unos a otros qué estamos entendiendo.
Sigamos intentándolo, tal vez dándonos una libertad que de continuo nos negamos y, a ser posible, que no nos tiremos (quien más quien menos lo hemos hecho) los unos a la yugular de los otros como si fuésemos encarnizados enemigos.

Icono-Plasta dijo...

Pero...¿Estos extendidos "peros" del autor nos relegan al entendimiento del sí "pero no", o del "quizás"? Hay muchos quizás en estos circunloquios apostrofantes de las "49 respuestas..." (y cientos de interrogantes).
Y de esos polvos estos lodos, que diría un repetitivo muletillero. Algunos participantes más arriba, la inefable Afrodita nos regala una retahila de por qués, quienes y demás entre interrogaciones. Oh si lo supiéramos, no estaríamos aquí elucubrando arriesgadamente. Prueba, que a lo mejor acertarás parece querer requerir el autor ideológico de esta melange pre-respondona. Y en eso estamos.

Afrodita dijo...

Intervenciones como la tuya, Icono-Plasta, cargadas de acritud, han contribuido a que un blog que podía haber sido algo distinto lo hayan ido abandonando poco a poco tantas de las personas que cuando empezó (ya va para tres años) pusieron ilusiones en él.
Eres vulgar, pero si eso te consuela todos somos vulgares; ninguno hemos sabido hacer algo constructivo.
Pero tal vez (aquí me estoy contradiciendo) un poquito de solución sea saltarte, como si no estuvieras, a ti cuando escribes bajo cualquiera de tus múltiples seudónimos; y a mí, con los múltiples míos, y a todos los que largan sus disertaciones.
Saltarnos todos a todos e ignorar todos los tópicos que entre todos hemos ido vertiendo.
Y empezar desde cero aunque sin desechar ni olvidar lo que llevamos, para que nos sirva de recordatorio de qué hemos hecho y seguimos haciendo mal.
Y responde lo que quieras, o sepas o puedas, si es que eres capaz de (aparte de criticar y zaherir) cambiar tu propio tono y descolgarte con algo inesperado e insólito.
Que creo que no.

Nuba dijo...

Entonces es cuando me voy quitando todas las prendas, una a una. Mis máscaras del día, las de la noche. Me desnudo y me miro. Estoy afuera, ya no siento ese cuerpo que me viste. Salto hacia el infinito y me quedo ingrávida en el espacio, acunándome suavemente con los sonidos de fuera. Los sonidos del silencio.
Como si me hubiera convertido en un águila que en el pico de una montaña se prepara para su vuelo.
Enfoco la mirada y planeo dejándome llevar por el cielo y el aire, pero fija en mi presa. Esa mujer parada , inerte que me espera, para que me funda con ella y le de mi capacidad de perspectiva y mi vuelo alto.
Me la llevo a mi nido, en contacto con el aire frío y sus ojos perciben la altura, el vértigo de sentirse transportada. Allí respira más oxígeno, siente mareo, pero poco a poco su sangre se adapta, su ritmo cardiaco se sincroniza con sus pulmones, abre la boca y grita, grita fuerte!!
El eco de su voz se une a otros gritos, a otros ecos que se escuchan por todas partes.
Y siente como un manto cálido y sereno de energía la envuelve y cubre como una lluvia fina y húmeda su piel y sus huesos. El grito se convierte en un susurro, después en un canto y la veo bailar allí arriba.

like the beat beat beat of the tom-tom...
like the drip, drip, drip, of the rain drops..(risas)

http://www.youtube.com/watch?v=PEM_63_P0CY&feature=fvsr

Cuando se despierte ya no será la misma, dirá que lo ha soñado pero se tomará un zumo de pomelo con miel y se dará su paseo matutino. Sonrisa por dentro y a buen paso.
Ella quería escapar, de vez en cuando se siente atrapada, cuando eso ocurre la volteo, para que haga el pino, que se ponga cabeza abajo, y la tiro.
No pasa nada, si tiembla se comerá una o dos "judías de terciopelo" y seguirá dando vueltas.

Icono-Plasta dijo...

Afrodita, si tú saltas yo saltaré. Si tú abandonas, yo abandonaré. Si tú reniegas, yo renegaré. Creo que así todos los demás se pondrán contentos y volverán al redil que abandonaron por culpa nuestra, y así haremos tal favor a este blog que todos nos pediran con énfasis que volvamos. ¿Qué te parece? Es pacto de pesados de hecho, aunque no de derecho.

José dijo...

Perez de Carrera dice que el "hombre es un ser subjetivo". Es la reivindicación de cada uno de los hombres. Del hombre desatado del rebaño, del hombre que, a pesar del ruido que lo atemoriza, sueña y busca su camino.

Lejos de las consignas, en la intimidad de su consciencia, en la noche del brillo de su luna interior sabe que su camino es andar iluminado por la otra luna y encontrarse. Ser diferente cada día y compartir con los otros esa luz.

Afrodita dijo...

No te arrogues el protagonismo del fracaso, Icono-Plasta, ni me lo endilgues a mí; no es mérito exclusivo ni tuyo ni mío.
¿No lo ves?

Icono-Plasta dijo...

No, no lo veo. Tú acababas de elaborar que era mío solito y eso me daba alegría, y la quería repartir contigo. Lo que tú no deseas es dejar el continente discursivo, y lo comprendo. Pero si tú lo dejas, yo también. Y si quieres al revés. ¿Es que ahora resulta que no molestamos? Afrodita, me desilusionas.

Luz dijo...

Entrega el símbolo, al alma, un tiemblo
que regodea despacio,
el espacio.
Y traducen las aguas
suena por adentro y suspira ritmo.
Una gota de aceite caliente...
resbala.
Y moviendo dejó a la rueda,
entre Luna que se contrae con licor de jade,
entre Luna que se expande con licor de uva,
para juntar sus ribetes de blondas.
...Vesica y esfera.
Las hojas cayeron del guindo,
escritas con sus letras:
"el Diablo fue de los mejores,
pero la mente sabia lo ensortija entre el alma".
No le quisieron los sesos vaticanos,
curas, frailes, reyes y sacristanes,
se quedaron sin fragua.
...¿Contaba así el cinco?...

Afrodita dijo...

Lo que yo veo tú no lo ves. Es seguro que habrá infinidad de cosas - dentro y fuera del blog - que para ti resulten evidentes pero que si me preguntases si yo las veo tendría que decir que no.
Eso nos demuestra una vez más que la realidad no es igual para todos.
Y sin embargo cuando las personas debatimos y argumentamos acerca de cualquier tema lo hacemos como si estuviésemos seguros de estar hablando de (o pensando en) lo mismo.

Luz dijo...

Puntualizo:
Hice la propuesta de los teósofos cuando hablo del Diablo. Es una alusión a lo que estuvo pasando en la historia hasta el siglo XVIII, hasta que entró el mundo científico a callar sus bocas.
Con la teosofía alemana hubo una oposición unánime en contra de las aberraciones que hizo la iglesia vaticana hasta aquella época, con respecto las ideas de las filosofías profundas de todas partes del mundo...mataron a millones de personas y sembraron el pánico...La historia debió ser escalofriante y a lo mejor es lo que hay que transformar.
...En pocas palabras, lo que he deducido: separaron el planteamiento trinitario...inseparable. Y por otro lado, transformaron la idea de los ángeles caídos por el demonio malísimo: patas y cuernos...haber, hay que pensar en la absoluta contradicción, si se ven más cosas...Y en el infierno eterno. Pero solamente eran para la gente del pueblo, y no para ellos, claro.
Torquemadas, como el de la Isabelita, la católica, reinona de este país, mandaron al "infierno", a las hogueras que se apagan, a unos 800 personas...Y quizás sus cenizas naden dentro de nosotros.
Que conste en acta, mis historias van muchos lares. Ya llevo demasiado tiempo con esta.
¡Osú, Triniá mia!

Icono-Plasta dijo...

Sí, buen razonamiento sensible, pero no me contestas a lo que discutimos porque TÜ, y solamente TÜ, lo has propuesto. ¿Nos vamos o nos quedamos? ¿No te atreves?

Nuba en lluvia dijo...

Esta lluvia bendita que huele a Mayo
suave como el plumón de una paloma
penetra hondo en el pequeño corazón que la anhelaba
y el corazón gotea
le llueven manos para agarrase
se va la seca soledad
llueven cálidas ideas de colores
se va el monótono ruído del temblor
llueve el olor de una mañana azul
se va el marrón de la tierra seca
llueven los verdes de las hojas tiernas
se va el amargo de una lágrima de olvido
llueven ranitas de lunares rojos
se ahoga las mentiras en boca de serpientes
llueve esa magia violeta
ligera y fuerte
la mochila vacía

y “é com esse que eu vou quebrá meu tamboril, desabafar meu coração"

http://www.youtube.com/watch?v=uWHrrcR07-Y&feature=related


llueve el agua pura de esa voz que llega de la luna, esa risa que cala.



y é com esse que

Anónimo dijo...

Por favor Icono Plasta lárgate de una vez, pero no regreses haciendo trampa con otros seudónimos.Nor verte mas.

Icono-Plasta dijo...

Ay..Anónimo (¿Cual?), dices cosas que nadie diría sino fuera por espíritu...¿dominante? Ya sabes que yo me iría, o por voluntad popular, todos a una, o porque Afrodita también se fuera.Pero hay gente más razonable, o más democrática, a pesar de todo, y no está pot la labor de "recortar" más libertades. Se ve que tú sí, y habría que ver el por que. Me ha gustado tu último párrafo, al estilo "Chiquito de la Calzada".

José dijo...

A mi, sinceramente, me parece muy interesante lo que aducen Afrodita e IS, en la manera de afrontar la lectura del Blog. Queremos detener el ritmo, el espacio-tiempo, para analizar lo que nos dice el autor y entonces perdemos, valga la redundancia, el ritmo. A mi me gusta que suene, que brote, la poética, la transformación, de cada uno, en los escritos. La poética no es una rima atada, ni un barullo de palabras ordenadas en alejandrinos. La poética es la hora de las deshoras, la ensoñación que nos produce los escritos del autor.

El error de la razón, así practicada en el mero analisis, es que se queda en un estado ilusorio. Si, ilusorio, porque nada se detiene, cada latido es un cambio, cada silaba un vuelo. Por hacer eso seguimos en el mundo de la Ética, que no es solo el bien y el mal si no el juicio, la ley como norma, etc. Es eso que se ha constituido en Estado, en proyectos a medio, a largo plazo, en fin, en juicios de valor.

Para mi, el autor no nos conduce, nos altera, nos conmueve, nos incita al giro y al olvido.

Por último, no es culpa de nadie el que otros no escriban, quizás solo leen.

Anónimo dijo...

Chiquito dice : Nor berte

Un tronío... dijo...

Es bastante impresentable que por puro aburrimiento, algunos se dediquen a decir estupideces, pero como siempre, a los que son se les ve el plumero, y sólo resulta patético.
Creo que no vendría mal, no ya mirarse uno pa`dentro que veo que no hay narices, sino una mirada seria hacia el trabajo de los otros, y si no es seria, al menos que tenga salero.
y algo de profundidad.
Claro pa eso hay que tener mucha clase, coraje, valentía y abandonar la estúpida envidia, rebeldía, inseguridad y la inventada sensación de que no se le arropa o de que los demás somos de cultos... anda ya dejaros de tontás ...
que se os ve el plumero, pero es verdad que a veces quitais las ganas, (como uno dijo un día que me hizo gracia..daros los mails... -no sabía que quieren hacer teatro del malo- como si ya se les hubiera pasado el arroz.

Anthónymus dijo...

Es una pena que ante textos tan hermosos como los que Aventurero publica del autor, haya tertulianos,que supongo de buena voluntad, pero que se lien tambien voluntariamente a criticarse por un "quítame allá estas pajas". Pena de tiempo, pena de espacio dedicado a estas minucias particulares. Veo sin embargo que las mismas personas que se fustigan entre pares también publican buenos comentarios, así que cosa por otra habría que perdonarlos en sus deslizamientos partidarios, y rogarles que se atengan a la cuestion. La cuestion es que estamos ante un texto que va mostrando su indudable calidad de aldabonazo concientemente complejo, como la vida misma, y que muestra multitud de atajos para que esta lenta evolución que queramos o no afrontamos durante nuestra vida, se pegue un aceleron profundo, y entreguemos sus resultados a nuestros sucesores. Perder pues el tiempo en tales banalidades de que me quedo o me voy, tal que juego de políticos en desgracia, es una verdadera pena pro sistema. Ruego a todos que por el bien de los mismos nos dediquemos a la elaboración profunda, seria, meditada, antipersonal de los comentarios que nos enriquezcan, y no de los que delaten nuestras debilidades.

Beucis dijo...

Tenemos la posibilidad de invocarnos; de convocarnos; de sanear esa sangre universal que nos bombea, que es una para todos, que nos baña, y que viene cargada con el rito; pero que podemos purificar ejerciendo nuestra responsabilidad, nuestra disposición. Estamos presos, sumergidos en la enfermedad, pero creo que si queremos podemos desintoxicarnos y limpiar nuestras riberas para que fluya con fuerza la energía.

Podemos emerger, con dificultad, después de tiempos de postración y oscuridad. De vernos envueltos en brumas de miedos y estancamiento. Nos hace falta el valor de decir: “ ¡ Ábrete Sésamo! “ y, como Alí Babá, poder contemplar la cueva de los tesoros: nuestra cueva. Todo esto deja pelos en la gatera; ya lo sabemos, pero no creo que seamos responsables de que el otro abandone tareas en que hay grupos de personas que se implican, como pueden ser los comentarios de este blog. El libro de las “49 Respuestas…” nos ofrece interrogantes y reflexiones que tenemos grabadas en nuestro propio libro de la vida. Son respuestas que escudriñamos porque son nuestras respuestas, escritas con códigos encriptados que pueden mostrarnos un camino que debemos recorrer antes de nuestra despedida envuelta por el brillo del cuarzo violeta.

Es una hoja de ruta que nos indica qué tenemos que desechar; qué tenemos que asumir. Mis dos lunas tienen que abrazarse, ligeras de equipaje. Mi intelecto romper moldes rígidos, para vehicular un conocimiento sin impostar. Cuanto mas convoquemos a las Musas, mas dispuestas estarán para marcarnos caminos, caminos de arte, de ciencia, de mística.

Es verdad que han pasado tres años que empezó esta andadura de reflexión sobre el libro de las “ 49 Respuestas a la Aventura del Pensamiento” y de verdad yo creo, que tú, que yo, que el otro, estamos modulándonos mejor y, por lo menos, tenemos la inquietud de ser mejores, de querer afinar nuestro ego, de alcanzar puentes de empatía con los demás.

Afrodita dijo...

Muchas veces, al leer publicado en el blog un nuevo texto del libro, tengo la sensación de que su contenido se ensambla, de alguna forma, con el momento, con el tiempo del calendario que toca vivir o en el que estamos inmersos.
Por pura lógica sólo puede tratarse de una coincidencia, o no ser más que una sensación mía, porque no se ajusta a la razón el imaginar — o sí puede imaginarse, pero suponiéndolo no más que un juego de la mente, aunque quién sabe — que el autor, al escribirlo, previera en qué momento iba a ser publicado en el blog y comentado.
Pero es una impresión, aunque fugaz y desdibujada, que he tenido muchas veces.
En estos días, ante este texto, y frente a las actitudes — tan desconcertadas, o tensas, o caóticas — que adoptamos los que aun a trancas y a barrancas permanecemos aquí e incluso de las adoptadas por los que se han distanciado, pienso (y de ahí la sensación de que los textos se ensamblan como por arte de no sé qué magia con la propia vida) no ya que somos nosotros los que comentamos el texto sino que el texto viene a dar respuesta a nuestro ahora.
Cuando el blog se inició ya estábamos en un momento histórico (suena ampuloso, “momento histórico”, pero es así como me sale) en el que había comenzado a cundir por los ánimos de los que vivimos en este mundo occidental un algo de barrunto de que se acercaban tiempos difíciles.
A día de hoy, todos podemos percibirlo, esa situación ha ido empeorando y, quieras que no, quien más y quien menos vive de algún modo atenazado por la situación que parece oscilar sobre todas las cabezas augurando desastre.
Es natural, o a mí me parece natural, que desde unos estados de ánimo ni serenos ni sosegados no sea posible el que cada cual saque de su cada “yo” lo más espiritual o trascendente de sí mismo, y encuentro también comprensible que lo que a duras penas logra localizar en alguna parte de su alma y extraer no logre (no logremos) plasmarlo limpio de esa zozobra que nos embarga.
Por eso es que digo que el texto parece dar respuesta a qué nos pasa. Y que cuando dice que tenemos el rito metido en la circulación de la sangre, y que los frailes acechan para taponar con cera los oídos de los distraídos, y lo de los políticos y el economista y otras tantas alusiones a todo cuanto nos inquieta y nos pone trabas nos está alertando de que nuestra réplica y nuestra actitud están siendo las previsibles, y de que estamos desoyendo otras formas de hacer y de encarar la vida y las vidas; pero nos habla también de las contrapartidas, de lo que pese a todo lo desfavorable corre a favor de los que vivimos, y de que el mundo está preñado de futuro.
Así que deduzco — desde mi interpretación y desde mi apreciación, del todo subjetivas y perfectamente discutibles — que a pesar de todo estamos funcionando todo lo mejor que sabemos y podemos; y que si mal que bien aguantamos el tirón y nos soportamos (a nosotros mismos y a los otros) con nuestras subjetividades respectivas, que por cierto y si no leo mal el texto no es la subjetividad cosa perniciosa ni denostable sino lo que nos pone en camino de alcanzar una identidad superior, pasaremos el bache y, cuando los ánimos se serenen un poco y la situación angustiosa que estamos viviendo lo sea un poco menos, tal vez nos sorprendamos todos a todos mostrándonos y viéndonos muy distintos a como nos mostramos y nos vemos.
Y, os hago un ruego: seamos subjetivos.
Nota: Con “subjetivos” no pretendo que sea ineludible el que nos saquemos los ojos unos a otros.

Anónimo dijo...

Gracias Beucis, te echaba de menos

Anónimo dijo...

Iconoplasta, de otra anónima: VETE ya de una vez.

José dijo...

Afrodita, mientras tu, quizás, te has quemado y has seguido, otros han decidido no mojarse. Este Blog debe continuar ardiendo aunque pasen 13 años, como ha calculado alguno.

Los que leemos este libro, así, en cada entrega vamos pasando calendas, nunca acabamos de "realizarnos". Nunca paramos de seguir, más allá de nuestra historia. Quizás, más bien, superando la historia. Caminando por la orilla del amanecer.

Icono-Plasta dijo...

¡Hola chicas! Me gusta mucho que me hayais enviado al espacio sideral, y aquí estoy, observando, porque ya no leo ni escribo, sólo medito. Veo que no respetais ni al mismo Beucis adlátero que advierte del consumo de tanta inmediatez, pero ni caso, o sea que estaís y estareis en lo que estais y estareis. Y no veis que yo he decidido des-terrarme para purgar mis culpas bloggisticas, pero vosotras RqueR. Y ese empeño en negar la pertenencia propia. Ya veis que José, por ejemplo, siempre explicita comprensivamente, y que Beucis mismo amonesta comprensiva y sabiamente nuestros errores de juventud nunca eclipsada. Trece años dice José que nos quedan para redimirnos top-full, son bastantes, creo, y como también bien dice: "Nunca acabamos de realizarnos". Yo por eso me evadido al antiguo Limbo, que sigue existiendo a pesar de lo que digan algunos.
Ya sabeis, Yo en el Limbo.

Anónimo dijo...

Lo de las dos lunas me tiene fascinada, "Liberar el presente". Intentar no apresar ni apresarnos. Sortear nuestra tendencia a poseer todo y a todos. No poseer. Suena a esfuerzo pero también sabe a libertad. Ojalá podamos.

Publicar un comentario